Ventajas y desventajas de ser un autónomo

En las últimas décadas hemos podido avistar como la figura del trabajador autónomo ha tomado relevancia. Y es que esta forma de trabajo, en la cual no se está bajo relación de dependencia y permite al trabajador toda suerte de libertades que un puesto de trabajo de forma, digamos, un poco más tradicional no permitiría.

Además de permitir que muchas personas puedan dedicarse a aquello que aman, ha permitido independencia económica para algunos, e impulsado que haya emprendimiento el cual, como bien sabemos, es muy importante en la economía.

Aunque no todo lo que brilla es oro, y ser autónomo, pues demás de los beneficios y las ventajas que tiene, también hay algunas desventajas que se deben tomar en cuenta antes del gran paso. En AZV Consulting sabemos que en los momentos actuales, muchas personas se están planteando el comenzar a trabajar por su cuenta como una alternativa, por lo tanto, hoy os traemos un artículo especial, donde os contaremos las ventajas y desventajas de ser autónomo.

Desventajas de ser autónomo

En las desventajas de ser autónomo, como se verá a continuación, son inherentes a la condición misma. En principio pueden parecer un gran obstáculo a ser superado si se quiere vivir de esto, pero en muchos casos es superable y solo es una cuestión a la cual hay que acostumbrarse. Veamos cuáles son las desventajas:

No se tienen horarios fijos

 

Para muchas personas, el no tener horarios fijos puede sonar como algo muy atractivo. Pero no tener horarios, no significa que se trabaja mucho menos y solo se hace únicamente cuando se quiere. Significa que los horarios deben adaptarse a las necesidades del negocio y, en menor medida, a las necesidades del autónomo. Es decir, que el trabajo que se realiza puede conllevar muchas más horas de las que se pueden invertir en trabajar bajo dependencia; y en muchos casos significa tener que mantener un difícil equilibrio entre vida personal y trabajo, siendo muy fácil que ambos se confundan y que muchos autónomos, al no ser ordenados con su tiempo, terminen por no poder tomar vacaciones ni días libres, teniendo que trabajar muchísimo más que la media.

Los clientes

 

Cuando se trabaja en relación de dependencia, los clientes no se convierten en una preocupación. Sin embargo, cuando se es autónomo, es necesario buscar por uno mismo los clientes. No solo eso, también lidiar con ellos diariamente, para bien o para mal. Para algunas personas esto puede resultar sencillo, para otros, esto puede resultar incómodo por todo lo que conlleva, como cobrar, tener que dar respuesta a dudas e inconvenientes, entre otras cosas.

 

Los impuestos

 

Una diferencia muy importante entre trabajar a relación de dependencia y trabajar como autónomo son los impuestos. Y es tendrás que sumar el IRPF y el IVA. Si en un trabajo bajo relación de dependencia tu sueldo es de 1000 euros, no tendrás que restarle impuestos. En cambio, para percibir un ingreso neto de 1000 euros siendo autónomo, deberás ganar lo suficiente como para que, incluso descontándose el IRPF y el IVA se pueda alcanzar esa cantidad, es decir, que deberás generar más ingresos. Y si le agregamos que deberás buscar tú mismo a tus clientes, se convierte en una situación que no es muy agradable para todo el mundo.

 

Ventajas de ser autónomo

 

Ahora que ya hemos visto las desventajas, es momento de ver las ventajas, las cuales pueden resultar muy atractivas:

 

Es una forma sencilla de comenzar un proyecto

 

Ciertamente comenzar a trabajar como autónomo es la mejor forma de comenzar a trabajar por tu cuenta. No se necesita constitución previa y los trámites legales no son muy complicados, por lo tanto comenzar a serlo es mucho más barato que constituir una empresa. Por lo tanto es la forma más fácil y económica de comenzar a trabajar por tu cuenta.

 

Serás tu propio jefe

 

Quizás suena un poco cliché, pero este es el mayor beneficio que tiene trabajar como un autónomo. Porque una de las razones por las cuales las personas son más infelices con sus trabajos es, precisamente, porque estar bajo las órdenes de otra persona no resulta muy agradable. Pero, siendo autónomos, se puede mantener un control de las decisiones que se toman, y se puede hacer lo que se considere como correcto, porque se tiene control sobre el propio negocio.

 

Podrías ganar más dinero

 

De la misma forma en que encontrar tus propios clientes puede ser una desventaja, también se puede convertir en una ventaja. Veamos: cuando se tiene un trabajo bajo dependencia, el sueldo que se percibe varía muy poco, salvo por aumentos cada cierto tiempo. En cambio, cuando eres autónomo, tienes lo que trabajas, lo que significa que si logras vender más, percibirás muchos más dividendos de los que percibirías en un trabajo tradicional, sabiendo que todo el esfuerzo que hagas será traducido en beneficios para ti y no para otra persona.

 

Aprendes mucho

 

Cuando tienes un trabajo, la mayoría de las veces únicamente tienes que concentrarte en la labor que se ha sido asignada, en cambio, cuando eres autónomo, casi siempre tienes que actuar como un factótum, es decir, alguien que debe desempeñar múltiples tareas. Porque, a menos que contrates a otras personas, deberás encargarte de prácticamente todos los aspectos de tu negocio. Eso para algunos puede ser considerado como una desventaja, pero te da una experiencia tan enriquecedora que, aunque el día de mañana dejes de trabajar como un autónomo, podrás desempeñarte mucho mejor que la mayoría en el área laboral y tendrás un mejor perfil curricular.

 

Ventajas y desventajas de ser un autónomo

 

Las ventajas y desventajas de ser un autónomo, cuando se tiene determinación y motivación, se convierten en su mayoría en ventajas. Y, cuando se tiene el apoyo de una asesoría como AZV Consulting es mucho más sencillo realizar todas las labores referentes a dar el gran paso a convertirse en autónomo.

En AZV Consulting estamos para ayudarte. Así que si te encuentras listo, contáctanos y estaremos encantados de asesorarte.

Compartir
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *