¿Por qué es importante que una pyme sea sostenible?

Alicante, 29-09-2021.

La sostenibilidad es un tema que está presente en todas las áreas de la actividad económica. Lo que empezó siendo una tendencia se ha convertido en una realidad del presente y del futuro a nivel mundial. Entre los objetivos están las reducciones de CO2, el uso de las energías alternativas y la igualdad de género. En definitiva, se trata de hacer un mundo mejor entre todos.

Las pymes tienen un protagonismo importante en este proceso. En España, la mediana y pequeña empresa suponen el 99% del tejido empresarial y representan el 62% del PIB. Según la Red Española del Pacto Mundial de Naciones Unidas, más del 85% de las compañías del país asegura que está trabajando en los ODS (Objetivos de Desarrollo Sostenible).

“Tenemos un reto enorme. Creo que las empresas que aseguramos deben afrontarlo de forma natural y generosa. Natural, porque como individuos tenemos el compromiso de preservar nuestro entorno, y generosa, porque debemos pensar de forma global, siendo socialmente responsables; haciéndolo así, tendremos un retorno positivo hacia nuestros negocios y clientes”, comenta Agustí Parera, de AXA. El punto de partida debe ser “el cambio cultural, quizás uno de los mayores desafíos”, añade el experto.

 

Ventajas

Ser o no sostenible tiene sus beneficios y sus consecuencias. “Una empresa sostenible podrá estar dentro de una cadena de valor; si no cumple este perfil, repercutirá en sus resultados”, dice Parera. Además, una pyme que sea sostenible puede retener talento externo e interno, facilitar su acceso a concursos públicos, ganar en eficiencia y ahorrar en costes.

Desde el punto de vista del sector asegurador, la sostenibilidad proporciona una ventaja en la gestión de los riesgos que transfieren los clientes a las compañías. El experto de AXA aporta un ejemplo: “En los últimos 50 años los fenómenos extraordinarios climatológicos se han multiplicado por cinco; frenar esta tendencia tendrá un impacto en los riesgos climáticos, medioambientales, propios y de las personas”.

AXA está siendo una parte activa de este proceso de transformación: “Debemos y queremos ser un ejemplo para los clientes, nos sentimos con esta responsabilidad, por ello estamos llevando a cabo iniciativas sociales que ayuden al cambio cultural que necesitamos. Estamos facilitando el acceso a empresas expertas en los riesgos medioambientales para que ayuden a nuestros clientes a implementar los cambios necesarios en sus instalaciones y procesos que permitan alcanzar el nivel de sostenibilidad necesario”, explica Agustí Parera.

Cuando AXA visita las instalaciones de una pyme evalúa la gestión del riesgo no solo desde el punto de vista de prevención y seguridad industrial, sino también social y medioambiental.

 

Medidas de apoyo

Entre las últimas iniciativas llevadas a cabo por AXA para fomentar la sostenibilidad de la pyme se encuentra el lanzamiento de una herramienta (gratuita hasta el próximo 30 de septiembre) para que pueda medir su huella de carbono. AXA ha reducido la suya un 84% desde 2012 y prevé rebajarla otro 14% más hasta 2025.

“Tenemos otras propuestas como, por ejemplo, las relacionadas con la movilidad; en AXA abogamos por una movilidad de bienes y personas segura (dado que nuestra profesión es la de proteger y llegar incluso a evitar los siniestros) y sostenible, que no siempre son conceptos que van unidos. En este sentido, desarrollamos y mejoramos de forma continua seguros como los de RC bici y patinete”, anuncia Agustí Parera.

En la actualidad, AXA está trabajando otros modelos de producto junto con algunas insurtechs, con alto componente sostenible y que responden a las nuevas tendencias de consumo y a las preocupaciones de los usuarios. “Ni que decir tiene que un buen uso de la digitalización puede ser palanca para un negocio más sostenible”, resume Parera.

Las cinco recomendaciones que dicta la Red Española del Pacto Mundial de Naciones Unidas para que una empresa sea sostenible son: formación de los empleados en materias estratégicas, alineación de la estrategia con los ODS; elaboración de una memoria de sostenibilidad; la puesta en valor de los avances y las buenas prácticas y la participación en iniciativas de impacto.

 

Fuente; cincodias.elpais.com

Compartir
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat