Estos son los sectores que recibirán las visitas de Hacienda en 2022

Alicante, 3-02-2022.

  • La Agencia Tributaria lo detalla en su Plan de Control Tributario 2022
  • Se apunta a aquellos sectores con presencia de economía sumergida
  • El organismo debe conseguir la autorización judicial pertinente

Una de las principales labores de la Agencia Tributaria es la lucha contra el fraude fiscal, razón por la cual destina una parte de sus recursos a labores de prevención y vigilancia entre las que se incluye la visita a aquellos negocios que por sus características son más susceptibles de presentar comportamientos defraudatorios. Es lo que desde el organismo se ha denominado como ‘Plan de Visitas’.

Este Plan de Visitas de Hacienda se vio muy trastocado por la pandemia de coronavirus y las restricciones que impuso, pero la situación en 2022 ya es diferente y por eso el organismo ha anunciado que se reanudarán, de acuerdo con el Plan de Control Tributario 2022, que ya está publicado en el Boletín Oficial del Estado (BOE).

Tal y como explica el texto del Plan, el objetivo de las visitas de Hacienda será “incentivar el cumplimiento voluntario por parte del sector del pequeño empresariado evitando, en la medida de lo posible, cargas fiscales indirectas para ellos derivadas de los procedimientos de comprobación inspectora”. Esto se debe a que por cuestiones por desconocimiento o simplemente errores humanos, en estos sectores a menudo se puedan dar fallos en cuestión tributaria que hay que corregir.

De esta forma, Hacienda planifica estas visitas para “ofrecer a estos obligados tributarios la oportunidad de mejorar su comportamiento fiscal” y, de paso, evitar procedimientos administrativos de control.

Pero no solo eso: Hacienda también anticipa en su Plan de Control Tributaria que lanzará visitas de sus funcionarios a “determinados grupos de deudores que no muestran intención de regularizar su situación” y que mantienen o incluso aumentan sus deudas con la Agencia Tributaria mientras siguen con su actividad. En estos casos, el organismo buscará el cobro directo o directo de estas cantidades.

Además, en 2022 Hacienda pretende aumentar la importancia de las visitas con objetivos de carácter censal para garantizar la fiabilidad de los censos tributarios. En estos casos se va a priorizar la presencia en espacios de ‘coworking’ o ‘nidos de sociedades’, despachos y lugares de mera recepción de correspondencia.

Cómo decide Hacienda sus visitas

Con sus novedades en el nuevo año, lo cierto es que el Plan de Visitas de la Agencia Tributaria no es nuevo. Empezó sus actuaciones centrado en el Impuesto sobre el Valor Añadido (IVA) en 2017 y aparece recogido en el Plan Estratégico del organismo para el periodo 2020-2023, en el que detalla cómo se planifican y organizan las visitas de Hacienda.

El organismo explica que en primer lugar se determinan los sectores objeto de visita por la presencia de economía sumergida dentro de ellos. Posteriormente, se elabora una lista en la que se recogen qué colectivos son los que sufren este problema. De acuerdo con Hacienda, las visitas recaen “sobre los sectores económicos que puedan tener incumplimientos en los pagos de impuestos (especialmente el IVA), pero también en aquellos casos específicos de reiterados incumplimientos de aplazamientos o de, directamente, reconocimientos de deuda sin ingreso“.

Cómo debe hacer Hacienda sus visitas

Con estos datos recogidos puede llevarse a cabo la visita, que debe ceñirse a ciertas obligaciones. La Ley General Tributaria explica en su artículo 113 que “la Administración Tributaria deberá obtener el consentimiento de aquél o la oportuna autorización judicial” para entrar en el domicilio de un contribuyente u obligado tributario (también pueden ser, claro está, empresas).

Sin embargo, en la nueva Ley Antifraude se detalló todavía más el catálogo de requerimientos que necesita Hacienda para poder realizar sus visitas. En concreto, el nuevo texto exige que los Juzgados de lo Contencioso-administrativo deberán estar al tanto (y autorizar) de esos procedimientos de visita.

 

Fuente; eleconomista.es

Compartir
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *